Decidir si el flequillo te favorece

Si estás pensando en renovar tu look y te estás planteando llevar flequillo, ¡has llegado al lugar indicado! En este artículo te vamos a ayudar a decidir si el flequillo es para ti. Sabemos que no es una decisión fácil, ya que un flequillo puede cambiar completamente tu imagen. Por eso, te daremos algunos consejos para que puedas valorar si un flequillo te favorece o no. ¡Sigue leyendo y descúbrelo por ti misma!

Índice
  1. Flequillo: ¿Sí o no?
    1. Forma del rostro
    2. Textura del cabello
    3. Personalidad y estilo
    4. Mantenimiento
  2. Flequillo: ¿Para qué rostro?
    1. Rostro redondo
    2. Rostro alargado
    3. Rostro cuadrado
    4. Rostro en forma de corazón

Flequillo: ¿Sí o no?

¿Estás pensando en hacerte un flequillo pero no estás seguro de si te favorecerá o no? ¡No te preocupes! El flequillo puede ser una gran elección para cambiar tu look y darle un toque fresco y juvenil a tu estilo, pero también puede ser un desastre si no se elige adecuadamente. A continuación, te daré algunos consejos para que puedas decidir si el flequillo es para ti.

Forma del rostro

La forma de tu rostro es uno de los factores más importantes a la hora de decidir si un flequillo te favorece o no. Si tienes la cara redonda, el flequillo recto y largo puede ser una buena opción para alargar tu rostro. Si tu rostro es cuadrado, el flequillo lateral te ayudará a suavizar tus rasgos. Si tienes la cara ovalada, ¡puedes optar por cualquier tipo de flequillo!

Textura del cabello

Otro factor a tener en cuenta es la textura de tu cabello. Si tienes el cabello fino, el flequillo recto y espeso puede darte más volumen y cuerpo. Si tu cabello es rizado o con ondas, el flequillo lateral o desfilado puede ser una buena opción para evitar que se encrespe y se mantenga en su lugar.

Personalidad y estilo

El flequillo también debe ser coherente con tu estilo y personalidad. Si eres una persona más clásica y formal, el flequillo recto y largo puede ser una buena opción. Si eres más atrevida y moderna, el flequillo desfilado o asimétrico puede ser una buena opción para ti. Recuerda que el flequillo debe hacerte sentir cómoda y segura de ti misma.

Mantenimiento

Por último, debes tener en cuenta el mantenimiento que requiere el flequillo. Si te decides por un flequillo recto y espeso, deberás cortarlo con frecuencia para evitar que se vea descuidado. Si optas por un flequillo desfilado, tendrás que peinarlo y darle forma cada día para que se mantenga en su lugar.

Si tienes dudas, no dudes en consultar a tu estilista de confianza para que te asesore sobre qué tipo de flequillo te favorece más.

Flequillo: ¿Para qué rostro?

Si estás pensando en cambiar de look y añadir un flequillo, es importante que tengas en cuenta que no todos los tipos de flequillo quedan bien en todos los rostros. En este artículo te ayudaremos a descubrir qué tipo de flequillo es el más adecuado para ti según la forma de tu cara.

Rostro redondo

Si tienes el rostro redondo, el flequillo recto es una buena opción. Este tipo de flequillo ayuda a alargar el rostro y a dar la ilusión de una forma más ovalada. Evita el flequillo muy corto o demasiado tupido, ya que esto acentuará la forma redondeada de tu rostro.

Rostro alargado

Si tienes el rostro alargado, el flequillo abierto o desfilado es una excelente opción. Este tipo de flequillo ayuda a acortar visualmente el rostro y a dar la ilusión de una forma más redondeada. Evita el flequillo recto y muy corto ya que esto acentuará la forma alargada de tu rostro.

Rostro cuadrado

Si tienes el rostro cuadrado, el flequillo largo y ladeado es una buena opción. Este tipo de flequillo ayuda a suavizar las líneas de tu rostro y a dar la ilusión de una forma más redondeada. Evita el flequillo demasiado corto y recto, ya que esto acentuará la forma cuadrada de tu rostro.

Rostro en forma de corazón

Si tienes el rostro en forma de corazón, el flequillo largo y ladeado también es una buena opción. Este tipo de flequillo ayuda a suavizar las líneas de tu rostro y a dar la ilusión de una forma más equilibrada. Evita el flequillo muy corto y tupido en la zona de la frente, ya que esto acentuará la forma de corazón de tu rostro.

Es importante tener en cuenta la forma de tu cara y elegir el tipo de flequillo que más te favorezca. Si todavía tienes dudas, no dudes en consultar con tu estilista de confianza. ¡Atrévete a cambiar de look con un flequillo que te haga sentir más guapa y segura!
¡Gracias por seguir mis consejos para saber si el flequillo es tu aliado perfecto! Si te animas a cambiar de look, recuerda que lo más importante es sentirte guay con tu imagen.

  Aplicación de champú matizador: cabello húmedo o seco

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir